Sin categoría

Nómada digital, un nuevo perfil profesional

By 18 noviembre, 2019 No Comments

El principal requisito para convertirte en un nómada digital es ejercer un trabajo que no requiera de tu presencia física

El acceso a internet, la facilitación de herramientas de marketing digital al gran público y la oferta masiva de viajes baratos han propiciado la aparición de un nuevo perfil profesional: el nómada digital. Lejos de ser una moda pasajera, este nuevo perfil ha venido para quedarse. Cada vez resulta más normal encontrarme gente que han decidido reconvertir su carrera laboral al nomadismo digital. La gente tiene una idea equivocada y demasiado idealizada en este estilo de vida, las ventajas son muchas para aquellos que valoramos nuestra libertad y sentimos la necesidad de viajar, de no estar atado a un horario etc.

  •  No estar atado a un horario estricto, ni tener que levantarse cada mañana a golpe de despertador.
  • Podemos viajar sin prisas ni pensiones de tener que volver ya que los días de vacaciones han terminado.
  • Nos acercamos a culturas y personas diferentes.
  • Podemos buscar entornos de trabajo idílicos, como una playa en Australia o una cumbre en Chile.
  • Según el país donde nos encontremos el coste de la vida puede ser mucho más económico.

 

Sin embargo no todo son ventajas. Trabajar a distancia desde otros lugares tiene su precio y no sirve para todos.

  • A menudo el entorno de trabajo no será apto, lugares con mala conexión a internet, ruidos, distracciones constantes.
  • Hay momentos de soledad donde extrañas a los amigos y la familia incluso las rutinas.
  • Conoces a mucha gente, pero por períodos muy cortos lo que hace difícil mantener amistades duraderas.
  • Tener que encontrar momentos para trabajar durante los viajes, requiere mucha fuerza de voluntad.

Esta claro que para poder ser un nómada digital el trabajo que desarrollas te lo tiene que permitir, no tiene que requerir de tu presencia física y puedes hacerlo a distancia. Esto supone casi en el 100% de los casos que tienes que hacerlo por internet.

Para trabajar online no es necesario tener muchos conocimientos técnicos, existen miles de aplicaciones y servicios que permiten manejar el escritorio de otro ordenador en remoto sin necesidad de ser ingeniero informático.

Incluso tener una reunión cara a cara es posible con herramientas como Skype. Si es necesario controlar el progreso de un proyecto con un equipo o con tus clientes, Trello, Asana o Slack ofrecen esta solución. Con Google Docs o Sheets puedes crearte documentos colaborativos, y así con un sin fin de funcionalidades más.

¿Te animas a ser un nómada digital?

 

 

 

Leave a Reply